lunes, 16 de julio de 2007

Tráfico


A veces, meterse en una conversación ajena es tan difícil como intentar cruzar a pie una autopista de varios carriles.

Estás en la orilla, viendo pasar las letras y las palabras, incluso las que no se dicen, como una exhalación, con la ropa y los ánimos revueltos del aire que mueven al pasar. Y estás ahí, parada, casi sin respirar, con cara de susto. Intentando meter baza y cruzar, como si te fuera la vida en ello.

Quieres cruzar, pero al final tu buen sentido te obliga y se impone. Relajas el gesto, dejas atrás la crispación. Descubres que puedes respirar, dejar de contener el aliento, dejar de jadear... sólo esperas. ¿Es de cobardes? ¿es de sensatos? ¿o es de locos?

4 comentarios:

Bloody dijo...

De sensatos, claro.

Perico dijo...

Ese título por un momento me había despistado....

amanda dijo...

Es de locos, yo creo que es de locos. Por eso hay que intentarlo algunas veces. :)

Perico dijo...

Si no tienes nada que decir que valga la pena, más vale estar callao...