sábado, 6 de enero de 2007

Emma


¿Os acordáis del triste final de Mamalú? Bueno, pues el huevito rojo que la ha substituido ha pasado la prueba de fuego y ya se ha instalado en la familia. Señal de ello debe de ser que María, en plena vorágine de regalos de reyes, haya decidido que el nombre sea Emma. Como la locomotora que coprotagoniza la historia de Jim Botón y Lucas, el maquinista.


Os los presento: Jim es el niño, Lucas el que fuma en pipa y Emma, obviamente, la locomotora que está al fondo.

Tenía pensado hablaros del libro, pero alguien que sabe más, y escribe mucho mejor, ya lo hizo. Además, es mucho más tierno con Emma que cualquier otro que haya escrito sobre este libro. Si me descuido, es más tierno que el propio Michael Ende :-) Y es que Emma no sale en el título, pero es un personaje imprescindible a lo largo de toda la historia: por amor a Emma, emprenden Jim y Lucas su viaje, gracias a Emma consiguen llegar a China y hacerse famosos allí y conocer al emperador y enterarse de la triste historia de Li Si y.. ¡qué diantres! ¡leedlo! Leed las historias de Jim Botón, un libro ¿infantil? injustamente olvidado y oculto por la sombra de Momo y de La Historia Interminable.

10 comentarios:

CATUXA dijo...

"Jim Botón y Lucás el Maquinista", "El Principito" y "Nacida en Domingo", entre otros, fueron los libros estrella de mi infancia. Mi tía me enseñó el placer de la lectura, y ahora soy yo quien intento convencer a los padres que conozco de que regalen libros en lugar de tanto videojuego y tanta escopeta. Pero me da la impresión de que quedan cada día menos padres de esa especie...

servidora dijo...

Pues no sé, cariño... El caso es que, si lo piensas, tampoco había muchos padres, padrinos, tíos y abueletes que regalaran libros cuando nosotras éramos pitufas :-/ Algunos en mi familia me tenía por "rara" de tanto pedir libros...

Si me fijo en los compis de mi hija, no veo tan mal el panorama. No sé. últimamente no estoy muy pesimista sobre este tema. Igual me preguntas hace un tres o cuatro meses y te ando más negativa.. pero es que justo hace ese tiempo que María se ha engancahado a leer con ganas. Vamos, que cuando menos te lo esperas, florecen... Eso sí, supongo que habrá que "abonar" el jardín para ese florecimiento ;-)

Y, si me fijo en mis alumnos, tampoco sé yo si el tema de los videojuegos es tan negativo... dentro de un orden, claro está. Pero hay videojuegos y videojuegos.

Lo que definitvamente NO (y ahí te apoyo con todo mi corazón) es con lo de la escopeta. Hay adultos que merecen llevar dodotis en el cerebro :-(

Un besote...

Fabrizio Ferri Benedetti dijo...

La gente infravalora injustamente la literatura "infantil". Ellos se lo pierden...

P.D: La peli de la "Historia Interminable", de pequeño, me causó tanta impresión que tuve pesadillas temáticas durante años :-D

servidora dijo...

Hmmm... y a mí que me da que tú de pequeñito tendrías un aire a Bastián Baltasar Blux :-D

Yo leí la Historia Interminable recién publicadita, pero ya era mayorcita claro ;-)... Me la pillé en Navidades en mi pueblo y me lo llevé para leer en el tren de vuelta a Valencia. El expreso Ferrol-Madrid tardaba de aquella unas 13 horas ¡nunca se me hicieron tan cortas!

Pero es que JAM tiene razón, si hay algo por lo que bendecir a Ende (además de por su bendita imaginación) es por no tratar NUNCA a los niños como taraditos. Maneja el lenguaje de una forma amena, pero sin tonterías ni cortarse a la hora de usar palabras que se puedan considerar difíciles o cultas. Paparruchas, diantres...

Un besote, meu ;-)

PepeDante dijo...

Cuando vi la película "La historia interminable" me entusiasmó. Después leí el libro, y entonces la película dejó de gustarme para siempre.

servidora dijo...

Entonces ya sabes por qué no me ha gustado nunca la peli... bueno, adoro a Fuju, eso sí: fue el único personaje que era tal y como lo había imaginado :-)

Lorena dijo...

Hablando de libros, yo estoy encantada con mis gnomos, gracias por orientar al desorientado de mi marido, me han encantado!!!

Nanitas dijo...

A mi me regaló el de Jim Boton y Lucas el Maquinista, una amiga de mi madre, cuando pillé la hepatitis de pequeña. Por aquel entonces igual que ahora, cualquier lectura me interesaba más q los libros del cole, por lo que mis padres erroneamente, me quitaron el hábito de leer,si quieres leer algo ahi tienes los libros del cole! menos mal que lo recupero de tanto en tanto.

servidora dijo...

Ei, Lorena ¡¡no me digas que se ha chivado!! Este Perico, cómo es :-D Anda, que qué envidia que me das por haber estado en su pueblo (el de los gnomos, vaya... no es que el pueblo de Percio sea feo, pero ya sabes ¿no? ;-)

Nanitas ¡hay que recuperar el tiempo perdido, mujer! ¿qué quieres que te pase? pide, pide... que si no hay se busca :-)¿has leído el artículo de Maruja Torres de hoy en EPS?

nanitas dijo...

Por desgracia me ha tocado leer la constitución, y un montón de papeles "inútiles" q ni te imaginas :P

Nada mejor que tener algunos euros y optar por la versión de bolsillo ;)